George R.R. Martin, autor de Juego de Tronos escribe sus novelas en WordStar 4.0 de MS-DOS

Desde el mundillo de la informática, en muchas ocasiones caemos en el error de considerar los ordenadores como un fin en sí mismos, y no como un medio. Como una herramienta para hacer otras cosas y estamos más preocupados en tener la última versión de todo que en sacarle todo el jugo a la versión que tenemos.

El caso de George R.R. Martin, autor, entre otras cosas, de Juego de Tronos, es el contrario: utiliza un viejo ordenador con MS-DOS y un procesador de textos WordStar 4.0, para escribir sus novelas y guiones, entre otras cosas. Porque dicho programa hace exactamente lo que él quiere, ni más ni menos. Es su herramienta de trabajo y es con la que se siente más cómodo y seguro. Sin correctores ni cambios de minúsculas por mayúsculas sin darse cuenta.


Lo podemos leer aquí.