Uno de los creativos tras Bulletstorm considera una "locura" cobrar 60 dólares por un videojuego

Adrian Chmielarz, de People Can Fly, nos ha acostumbrado a oír declaraciones sin pelos en la lengua por su parte, y en esta ocasión ha hablado con el portal GamesIndustry sobre el actual estado de la industria del videojuego en relación con sus precios.

"Todo el mundo es muy listo en retrospectiva, y mirando hacia atrás creo que nosotros fuimos posiblemente una de las primeras víctimas de ese cambio gigantesco de los videojuegos. Hablo de cuando los videojuegos de clase media comenzaron a morir, y no hablo de clase media en términos de calidad, sino más bien del hecho de que no teníamos diez modos multijugador, cooperativo y todo lo demás", explicó. "Lo que se dice ahora en la industria es que si quieres vender un videojuego por 60 dólares el usuario lo tiene que percibir como si fuera uno por valor de 200".

"Bulletstorm era un juego de 60 dólares que costaba 60 dólares, y en aquella época 60 dólares sonaba básicamente a locura cuando había centenares de videojuegos de alta calidad ahí fuera por un precio más económico", reconoció. "En 2014 60 dólares por un juego es una auténtica locura".