Flappy Bird era "demasiado adictivo", dice su creador

Dong Nguyen sigue viviendo en Hanoi con sus padres y espera que su vida vuelva a la normalidad.

El creador de Flappy Bird, Dong Nguyen, se refirió a su decisión de retirar al popular juego de smartphone cuando estaba en la cúspide de la fama. "Solo quería crear un juego que las personas pudieran disfrutar por algunos minutos", dijo a Forbes. Sin embargo, Flappy Bird "era demasiado adictivo", explicó.

Su intención no era que las personas intentaran jugarlo por horas, como parece haber ocurrido con varios jugadores que luego lo amenazaron de muerte o con quitarse la vida por decidir sacar el juego.

Su decisión ha generado sospechas de que en realidad se trata de una maniobra publicitaria para generar más interés, dados los reportes de que estaba generando USD$50.000 diarios con publicidad. Pero según dijo a Forbes, lo motivó la culpa, además de el hecho de que que el interés despertado por Flappy Bird quebrantó su estilo de vida. "No podía dormir", aseguró, agregando que pensaba que "no creo que haya sido un error" retirar la app.

El desarrollador de 29 años todavía vive en la casa de sus padres en Hanoi (Vietnam), pero ahora le cuesta salir a la calle sin ser reconocido casi como una celebridad (según indica Forbes, incluso se ha reunido con el primer ministro, Vu Duc Dam). Nguyen afirma que se desconectó de Internet y no ha revisado su correo en los últimos días, y además pidió vacaciones de su trabajo en una compañía que hace software, indicando que no sabe cuándo volverá al trabajo, si vuelve.

El revuelo es "extremadamente incómodo", y de alguna forma, el desarrollador espera que su vida vuelva a la normalidad.

Fama viral



Flappy Bird debutó de forma tranquila en mayo del año pasado, sin llamar mucho la atención, y Nguyen no se interesó en promocionarlo tampoco. El juego consiste en hacer volar a un pájaro a través de unos tubos, sin tocarlos. La gracia del juego es que es extremadamente difícil, lo que ha provocado la competencia y la aparente adicción entre los jugadores.

El juego comenzó a popularizarse cuando en enero la estrella de los videojuegos de YouTube PewDiePie (con 22 millones de suscriptores) dedicó uno de sus videos a Flappy Bird. Ese video tiene más de 10 millones de reproducciones, y ayudó a disparar a la aplicación a la lista de los más bajados de las tiendas.

Luego parece haberse generado una especie de juego - competencia por hacer reviews de la aplicación, con extensas descripciones del sufrimiento de los jugadores por morir todo el tiempo.

Tras retirar Flappy Bird, ha subido el interés por otros juegos desarrollados por Nguyen. Por el momento, el desarrollador señala que trabajará en nuevos prototipos que tomarán ideas similares a las de Flappy Bird. Consultado si considera que obtuvo algo positivo de todo esto, Nguyen señaló que "tengo mayor libertad y confianza para crear más juegos".

Por mientras, los huérfanos de Flappy Bird pueden optar alguna de las versiones alternativas, que abundan en las tiendas.